viernes, 28 de octubre de 2016

Columna San Cadilla Mural | 28-10-2016



Televisa ganón

Pues no todo fue tan malo la noche del miércoles para el equipo de la televisora, y no me refiero al América con su Centenariazo, sino a Televisa Deportes y al Clásiqueeeeee que libraron contra su archirrival TV Azteca por el rating.

Acá entre nos, unas mediciones señalan que los televisos se llevaron 21.4 puntos de share y los aztecos 14.7, lo que se podría traducir como el porcentaje de los televisores prendidos al momento del partido.

Otros arrojan números más cerrados, como que las huestes de Emilio Azcárraga obtuvieron 12.1 puntos de rating por 10.9 de la competencia, y que en total 33 millones de televidentes observaron el duelo ganado por Chivas en penales... y con la pena de Ricardo Antonio Podolpe.

Híjole, por cierto, eso de retar a golpes a Jorge Vergara, se me hace que a sus 64 años ya anda chocheando, pero bueeeeeno.

Como podrán darse cuenta, mis filosos lectores, los números pueden variar, pero coinciden en que Televisa se llevó la mayor tajada... auuuuunque, tiene sus asegunes.

Resulta que a los televisos les sumaron los números de la transmisión de Canal 5 y TDN, el canal deportivo de paga, por lo que podría haber inclinado la balanza.

Lo que es un hecho es que, sabiéndose ganadores, los comentaristas de la televisora del América montaron una campaña en redes sociales para proclamar su triunfo.

Muy centrado y agudo, Francisco Javier González, jefe de deportes de Televisa, dio su repasada a... ya saben quiénes.

"Varios desacreditan el clásico hasta que les toca transmitirlo. En un slogan caben muchas mentiras. Humano, demasiado humano, que obviedad", publicó en su cuenta de Twitter.

Otros no tuvieron la misma categoría, como el jovenazo narrador Miguel González, quien respondió en esta misma red social que Christian Martinolli no saldría en ningún circo, pues "ya no aceptan animales", y cerró con el hashtag #DeVerdadMeLaPelan, o sea, fiiino el muchacho.

Si pensaban que en la cancha, Chivas y Águilas quedaron calientitos, créanme que detrás de los micrófonos las cosas están aún más candentes. Ya verán, ya verááán.

La duda

Pues a la directiva del Atlas ya le entró la duda si mantiene o no para el siguiente torneo a Jefferson Duque.

Y no crean que es precisamente por su desempeño en el actual torneo, pues si fuera por eso ya lo hubieran enviado de regreso a Colombia hasta envuelto para regalo con todo y moño, sino porque le siguen teniendo fe al jugador.

Bueno, y también porque fue Gustavo "El Gordo" Guzmán el que le echó el ojo, se enamoró de él a primera vista viéndolo jugar y se lo trajo, a pesar de que no era la primera opción que había pedido el DT en turno, pero esa es ooootra historia.

Poco a poco, Duque se ha ido sacudiendo los problemas familiares que lo tienen pensando más en cómo volver a Colombia que en meter goles, y por eso volvió a jugar en la Liga MX.

En Atlas aseguran que hay equipos interesados en él, por lo que dependerá de cómo cierre para la decisión final.

¡Esa mano árbitro!

Si quieren reclamarle a un árbitro cuando viene a Guadalajara y no sabe dónde, siga leyendo esta h. columna.

¿Se acuerdan que hace unas semanas les platiqué del caso de Fernando Guerrero, quien un día antes a un duelo que le pitó al Atlas se fue a un restaurante con nombre de ganado? ¡Ah! pues el martes fue el turno de Paul Delgadillo.

El tapatío acudió a echarse sus alipuses entre pecho y espalda a este sitio allá por los rumbos de La Minerva, famoso en el gremio arbitral por las complacientes chicas de buen ver que despachan como meseras.

Delgadillo se mostró como un buen samaritano, pues quizá notó muy cansadas y con hambre a las muchachonas, ya que terminó por sentar a dos en su mesa y atenderlas como reinas.

Yo la verdad admiro el gran corazón del silbante pues fue un gran anfitrión en su mesa, además de generoso en su propina.

Muy bien Paul, debería de haber más gente como tú.

Mail: san.cadilla@mural.com
Anuncios