lunes, 2 de enero de 2017

¿Otro año regio?



Por: Mario Castillejos (02-enero-2017)

Nadie puede volver atrás y comenzar de nuevo.

Y sólo en el futuro se encuentran las oportunidades. ¿O en qué horizonte se escenifican los sueños?

En plena adolescencia del siglo XXI, el populismo ya nos domina o, por lo menos, así se comportan las democracias en el hemisferio occidental, donde como afirma John Carlin, la idiotez está venciendo a la inteligencia, el cinismo a la decencia y las mentiras a los hechos.

Muchos especialistas en política y economía creen que estamos en el umbral de una catástrofe. Y de ser así, aun nos quedan esos pequeños refugios de concreto ahora llamados estadios que, como en la guerra fría, nos pueden aislar de los males externos por lo menos un par de horas por semana.

Señores, entre las escasas predicciones halagadoras para este naciente 2017 tenemos que los Tigres y el Monterrey se vuelven a apuntar entre los favoritos para ganar la Liga o la Copa o la Concachampions y, por qué no, hasta un doblete.

Los de Zuazua, por ejemplo, ya reafirmaron que los títulos no necesariamente se ganan por casualidad, porque gracias a su modelo de negocio, el portafolio de productos y servicios empieza con bastante regularidad a alcanzar las metas y objetivos.

Ahora muchos entienden que traer a Delort, a Julián y Luis Quiñones e Ismael Sosa, lejos de ser un capricho, fue una acción calculada para enriquecer las posibilidades no sólo del Apertura 2016, sino las de los siguientes dos años.

Aunque aviso, si el confeti de la última victoria no se lo sacuden de sus hombros a partir de ya ni el plan de negocio ni los nombres con grandes talentos los salvarán de regresar a la mediocridad.

Señores, sólo tomen en cuenta que cuando los elogios son desmedidos como se acostumbra en esta Ciudad, la ausencia de humildad provoca que las personas invariablemente se degraden. En ustedes directivos, cuerpo técnico y jugadores está el no creérsela. Lo demás ya demostraron que lo saben hacer.

Del otro lado de la Ciudad, los Rayados apostaron por incrementar la competencia interna fichando al argentino Nicolás Sánchez, que peleará por el puesto de Basanta o Montes, de igual manera llegaron los delanteros Cristaldo y Bueno, el lateral izquierdo Luis Fuentes y Jesús Molina apuntándose como titular en la posición donde, según la óptica del entrenador, no llenó Gargano, además del portero Hugo Rodríguez que disputará la titularidad con Alexander Domínguez.

Con Pabon, Sánchez, Cardona, Funes Mori, Chará, Cristaldo y Bueno, la cuota de goles parece estar más que garantizada, aunque la palabra "equilibrio" será el secreto para que estos Rayados lejos de conseguir 25 puntos, vuelvan a alcanzar más de 34. ¿No cree usted?

PD. Querido pasado: gracias por la lección. Querido futuro: estoy listo.

Lo escrito, escrito está. 
Anuncios