lunes, 27 de febrero de 2017

Columna San Cadilla Reforma | 27-02-2017



La playera con la "i"

Pues muy bonita fue la idea de Gallos Blancos y Pumas para dar un mensaje contra la violencia en los minutos previos a su partido del pasado sábado al salir cada jugador con una camiseta blanca que tenía una letra para ponerse todos alineados y alternados para formar la frase "Rivalidad no es violencia".

Lo curioso resultó que a la hora de formarse y alternando un jugador de Pumas con uno de los Gallos Blancos hubo algunas confusiones y no faltó quien se tardará en acomodarse en el lugar que le correspondía conforme a la letra que le tocó en la camiseta.

Uno de ellos, el que más se notó, fue el volante de los felinos, Pablo Barrera, a quien le tocó la segunda letra "i" de la palabra "violencia".

Resulta que ya todos los jugadores traían puesta la playera blanca con su letra y Barrera, que igual andaba en otra onda, de pronto se percató lo del mensaje y corrió en búsqueda de su camiseta. Al ver su letra volteó a ver en dónde tenía que colocarse, mientras ya todos los futbolistas traían puesta la prenda y ya posando para la foto.

Por fin Pablo vio que le tocaba el penúltimo lugar de la hilera, corrió hasta ahí y se puso la camiseta por fin ya cuando se habían escuchado 20 mil clicks de las cámaras con el mensaje incompleto.

Apenas posó Barrera, los demás jugadores se retiraron pues ya tenían ahí parados un rato.

Al final todo chulo con el mensaje, pero Barrera casi lo echa a perder.

A la gorra...

Me enteré que el América tuvo un aficionado especial en el partido ante Cruz Azul, además de ser un visitante en su vestidor para felicitar a los jugadores apenas acabó el partido.

El ex campeón de peso pluma del Consejo Mundial de Boxeo, Jhonny González se puso su camiseta de las Águilas y se fue hasta la zona de la cancha en la parte final del encuentro para apoyar a su equipo.

Lo peculiar fue que con todo y que se trate de un ex monarca de boxeo, con las grandes bolsas que se manejan en ese deporte, Jhonny entró "de a grapa" al partido, gracias a que le consiguieron unos boletos en el mismísimo Club América.

Eso sí, me comentan que algo tuvo que poner de su parte y el viernes anterior al juego se dio una vuelta a Coapa para ir por sus entradas. Con lentes oscuros como para que nadie lo identificara, Jhonny bajó de una camioneta ahí afuera del club, tocó la puerta como cualquier persona, espero un rato y luego entró por sus boletos.

Así, Jhonny pudo ver a su equipo favorito y todavía andar en la zona de vestidores para andar en el ambiente y, con el triunfo sobre Cruz Azul, tener una noche redonda y todo... de a grapa.

Mail: san.cadilla@reforma.com
Anuncios