lunes, 24 de julio de 2017

Columna San Cadilla Reforma | 24-07-2017



¿Solo 6 meses?

Javier Aguirre tuvo razón cuando en una charla con Jesús Martínez describió a Keisuke Honda como el prototipo del jugador profesional, y para muestra el que de inmediato se haya puesto a estudiar español y a que ayer, pese a no estar considerado para jugar contra Pumas, haya vestido sus mejores trapos y por eso se le vio de tacuche y toda la cosa en las gradas del Estadio Olímpico Universitario para observar el debut de su Pachuca.

Lástima que es muy probable que sólo gocemos del nipón por lo que resta de este año.

Les cuento que a pesar de que en el Pachuca se frotan las manos por contar un año con Keisuke, dicen que el futbolista tiene bien claro a dónde va a vivir de aquí a finales de diciembre, pero hasta ahí.

Y es que el jugador rechazó una de esas ofertas millonarias de la MLS con tal de jugar con los Tuzos que disputarán el Mundial de Clubes.

Peeero el futbolista ya acelero las lecciones para mejorar su inglés, lo que me hace pensar que o a sus 31 años por fin se percató de que hoy es indispensable hablar bien ese idioma o bien que está pensando en cruzar el Río Bravo en 2018, ya que el torneo en Estados Unidos suele empezar en marzo.

Por lo pronto en su círculo cercano no tienen empacho en admitir que Keisuke estará en México hasta las fiestas decembrinas y lo que venga después se lo dejan al destino.

Aún vuelan en Aeroméxico

Creo que a mis amigos de la tienda oficial de los Pumas, esa que está a un costado del Estadio Olímpico Universitario, no les avisaron que el equipo cambió de "patrocinador aéreo"...

Y es que para el duelo de debut en el Apertura 2017 de los auriazules todo quedó muy bien adornadito y acomodado con los jerseys de local y visitante, que se vendieron como pan caliente, e incluso mostraron al refuerzo Joffre Guerrón modelando nueva playera.

Sin embargo, a los maniquíes que exhiben las nuevas equipaciones "se les olvidó" que Pumas ahora vuela por Interjet y "posaron" ayer con calcetas que aún dicen Aeroméxico. A ver si no por culpa de esos "maniquíes distraidos" se nos enojan mis cuates del nuevo patrocinador y mandan en camión a los Pumas a Guadalajara para su juego contra Atlas.

Por cierto, les platico que la expectativa por la casaca universitaria fue tanta que hubo filas para entrar a la tienda, filas para pagar y filas para estampar el número favorito, menos la del portero que nadie la tocó, no sé si por el precio que era 500 pesos más cara que el otro par o porque nadie quiere vestirse como El "Pollo" Saldívar...

Mail: san.cadilla@reforma.com
Anuncios