miércoles, 8 de noviembre de 2017

Columna San Cadilla Norte | 08-11-2017



Casi firme

Hay una cosa que sí me queda clara: si la intención era que el odio y la violencia entre aficiones disminuyeran con esa medida tomada por el CFM, créanme que les ha salido al revés. Desgraciadamente se ha incrementado.

Yo no estoy diciendo si es buena o mala. Lo que estoy es informando que el odio e insultos han crecido.

Pero el tema es: ¿se va a mantener la medida de no dejar pasar a aficionados Tigres con camiseta amarilla?

Ayer fue un día pesado para la directiva de la Pandilla del Cerro de La Silla, especialmente para el señor Tonatiuh Mejía.

Pasadito el mediodía, entre llamada y llamada para ir obteniendo información para ustedes, una persona del Monterrey, con oficina en el hermosísimo Estadio BBVA Bancomer, me dijo:

"Chécalo por otra parte también, no te quedes con lo que te voy a decir, pero ya escuché que en Femsa hay duda si deben continuar con la medida de partido de Alto Riesgo. Chécalo, pero se habla de que podría venirse abajo".

Ahí me di cuenta que ya tenía tema. Una hora después, a las 15:08 recibo yo, en mi WhatsApp, antes de que saliera publicado, el comunicado de la Profeco enviado al Club Monterrey, donde se le informaba a Rayados que tenían hasta el viernes para que dieran explicaciones -CONFORME A LA LEY, y no a "es que pueden pelearse"- del porqué prohibían camisas amarillas.

Lo tuiteé y minutos más tarde me confirmaron lo de la primera llamada: "Existe la posibilidad de que no sea partido de Alto Riesgo. Es una posibilidad".

La explicación de mi Judas de BBVA, que también está en Femsa, fue que a gente de la empresa ya no le estaba gustando que se hiciera tanto ruido, que estuvieran recibiendo tantas críticas y que, con esa medida, se estuviera alimentando y acrecentando aún más la rivalidad, burlas y odio entre las aficiones.

(El fin no era ése. Era ayudar a que no haya violencia, pero al parecer resultó al revés).

Bueno, pues la noticia se quedó así toda la tarde, hasta las 7:39 de la noche que volví a tener una llamada.

"Fue un día pesado, créeme, de mucho estira y afloja, de ver el tema.... ¡No sabes!".

Y sí le creo. Cuando el reportero Fernando Vanegas, de CANCHA, buscó a Tonatiuh, antes de las 4 de la tarde, éste, con voz nada amable y una manera cortante que ni se despidió y sólo cortó la llamada, le dijo casi casi que no estuviera... que estaba muy ocupado.

¿Y qué creen?, lo entiendo (a Tona). Estaba muy ocupado. La medida no fue para nada popular y el directivo argumentaba internamente el porqué debía mantenerse.

"Te puedo decir", me dijo minutos antes de las 8 de la noche, y sé que era esa hora porque estaba a punto del ver el programa del Salón de la Fama en Fox...

¿Qué les decía?, ah, sí, que me dijo mi Judas BBVA/Femso: "Te puedo decir que la defensa de la medida fue muy peleada y, por lo que vi y sentí, no creo que finalmente se vaya a cambiar.

"Como en información no te gusta jugarte volados, eso lo sé, puedes decir la realidad de cómo están las cosas: hay en Femsa quien piensa que la medida debe no hacerse, pero tan buena estuvo la defensa de lo de 'Alto Riesgo', que lo más viable es que permanezca".

Señores, lo que pasado el mediodía parecía inclinarse hacia que sí podrían entrar las camisas amarillas, ya anocheciendo me comentaron que la directiva Rayada defendió muy bien la postura y ésta es viable que siga.

Recuerden algo: el juego de mañana ante Santos será muy importante. Si ganan, pues ya el riesgo en el BBVA será muy poco, pero si empatan o pierden, la importancia de éste será muy distinta.

PD: Ahí podría estar la clave para lo que se decida.

Una pregunta

El motivo de no dejar entrar a los amarillos es el siguiente: para que no haya violencia entre Tigres y Rayados. Muy bien. Siempre las medidas de "no violencia" se aplaudirán.

Yo pregunto: si tres aficionados van con camisa negra, roja y café, mete gol Tigres, se paran, aplauden, se abrazan y festejan, a poco los Rayados de alrededor se preguntarán: "Híjole, ¿a quién le irán estos weyes? Es que como no traen la amarilla, pues no estamos seguros, y como no sabemos a quién le van, pues no los golpearemos".

No se necesita ser muy inteligente para saber que si no trae la de Rayas es que es Tigre.

¡Digo, no insultemos a la inteligencia!

¡Qué necesidad!

Pero así como digo una cosa, digo otra:

A ver, a veeer, qué necesidad de la afición Tigre en terquear en ir con camisa amarilla. ¿Qué no pueden ir con camisa de otro color o qué?

¿Saben por qué lo hace la mayoría?, porque se lo prohíben, nomás. Porque "¡Ahora me la llevo porque me la llevo!".

Si ves cómo está la cosa, ¿por qué insistes en ir con la camisa amarilla?

¿Te pasa algo si esa noche te pones una negra, verde, bermellón, fiucha, caqui, magenta, morrón, celeste, beige, durazno, lila, morada, violeta, hueso, roja, acua, rosa, chedrón, escarlata, marfil, carmesí, guinda, alquerín, amaranto, púrpura, café, naranja, chocolate... o ya de plano te vas encuerado?

"¡Aaah, no, como aquellos me están prohibiendo la amarilla, ahora lo hago con más ganas y se las restrego en su cara!".

¡También pecan de tercos muchos que se aferran a ello!

Estás en tu derecho de ir con ella. Nadie te lo puede prohibir.

Pero también es tu deber tener algo que se llama "sentido común".

PD: Llévate una roja o negra, mmmbreee... ¡pareces niño!

Mail: sancadilla@elnorte.com
Anuncios